Los remiseros vuelven a ser víctimas de la inseguridad. Corte de ruta en Comodoro por el reclamo.

0

Con diferencia de 14 horas, ayer dos remiseros fueron asaltados y apuñalados. Ambos permanecían en grave estado en el Hospital Regional. La policía demoró a una pareja en la Seccional Sexta, que fue sitiada por choferes que pretendían hacer justicia “por mano propia”. Luego tomaron el Hospital, donde tuvieron un entredicho con el intendente Di Pierro.

El primero de los hechos tuvo como víctima a Néstor Chaile (46), remisero de la agencia “Confort”, ubicada en Rivadavia 1.827. El mismo fue abordado alrededor de las 6 en la propia agencia por cuatro personas (dos hombres y dos mujeres) y llevado hasta el pasaje Adoración García 930, del barrio Máximo Abásolo, donde fue asaltado tras recibir siete puntazos con un arma blanca.
Según contó anoche su hermano, Benito Chaile, a Néstor le habrían perforado un pulmón y por ello permanecía internado en el Hospital Regional, debatiéndose entre la vida y la muerte.  Además,  el trabajador del volante recibió otras heridas en su rostro, brazos e intercostal derecho, ya que aparentemente se habría resistido.
Esto de acuerdo a especulaciones que se hacían al cierre de esta edición. Según trascendió, fueron los propios remiseros quienes encontraron una vaina debajo del asiento del conductor. Por esta razón no disimulaban su bronca para con los policías que llegaron antes al lugar del hallazgo, sin percatarse de la existencia de la prueba del delito. Investiga el personal de la Seccional Séptima.

EL SEGUNDO HECHO
El restante episodio tuvo como víctima a un remisero de la agencia Nuevo Pueyrredón, de la avenida Canadá. Ocurrió alrededor de las 20, cuando Oscar Ibarola Yáñez (52) fue abordado por una pareja a la que condujo con su Chevrolet Corsa hasta el denominado “camino del parque” en un sector del Cordón Forestal.
Según la policía, el hombre se resistió al robo y por ello habría sido apuñalado al menos en diez ocasiones en el interior del auto, que quedó cruzado en medio del camino. Los delincuentes huyeron con la plata que el trabajador tenía en una bolsa de tela, el celular y las llaves del vehículo, elementos que luego serían secuestrados.
La pareja, identificada luego como A.D. B. (14) y Silvia Osorio (23), fue detenida antes de escapar y el hecho fue conocido rápidamente por otros remiseros que sitiaron la Seccional Sexta con el propósito de hacer justicia “por mano propia”.
Los choferes eran de diferentes agencias de Comodoro Rivadavia, por lo que el servicio estuvo resentido en la ciudad durante casi dos horas.
Al cierre de esta edición, Ibarola Yáñez también permanecía internado en el Hospital Regional en grave estado, hasta donde se dirigieron algunos remiseros que tomaron el lugar. Por eso hasta allí  concurrió el intendente Néstor Di Pierro, quien pedía a los trabajadores que depusieran su actitud.

Fuente: Diario Patagonico Digital

DEJA TU COMENTARIO