Inflación: prevén cerca de 4% para agosto y septiembre sería peor, fuerte impacto al bolsillo

0

La disparada del tipo de cambio en la última semana de agosto se trasladará a los costos empresarios. Lo mismo que la suba de combustibles.

Este jueves se conocerá la inflación de agosto, que según prevén los analistas oscilaría entre 3,5 y 4%. Sin embargo, la cifra, de por sí alta, será superada por la de septiembre que, por el impacto de la devaluación, se proyecta bastante más alta: los pronósticos más conservadores parten desde un crecimiento en el índice de precios superior al 4% y llegan hasta el 6%.

“Nuestra percepción, debido al salto del 35% del dólar en agosto, es que la inflación de septiembre tendrá un piso del 6%, explica Lorenzo Sigaut Gravina, economista de la consultora Ecolatina.

Según el analista, el traslado a precios fue muy directo en alimentos y combustibles, básicamente. Y plantea que “el problema no es sólo septiembre: también vemos que en octubre el impacto seguirá sintiéndose, e impulsaría el indicador al 4%. En resumidas cuentas, la inflación estaría en el 44% a fin de año. El IPC Ecolatina mostró una suba de los precios del 3,5% en agosto, con una variación interanual, hasta ese mes, del 33,5%.

En este mes, los principales aumentos se verán en los alimentos, dado que, la mayoría de los fabricantes estuvieron renovando sus listas de precios con subas no menores a los dos dígitos.

Según los datos que maneja la consultora Eco Go, en agosto, los alimentos crecieron 3,1% respecto de julio y dejaron un arrastre del 1,2% para septiembre. Con todo, en este rubro, el traslado a precios se está haciendo más acotado que en otros bienes y servicios, debido al estancamiento de la actividad económica.

El otro gran rubro que impulsa el índice de precios al consumidor (IPC) de septiembre son los combustibles, que registraron subas de hasta el 12% sólo en estos primeros días del mes. Este factor también suma un impacto sobre el aumento del Transporte, que agrega a su vez, mayor presión inflacionaria a septiembre.

“Hay un efecto arrastre de agosto también, pero lo peor fue el salto del tipo de cambio en los últimos días de agosto. Por eso, los bienes transables son los que van a tener mayores aumentos”, señala Sigaut Gravina.

De acuerdo con las previsiones de la consultora ACM, la inflación de septiembre tendrá un piso del 5%, estimó el economista Guido Lorenzo. Hasta ahora, con los datos que faltan computar hasta fin de mes, la estimación llegó a 5,4%.

“La suba está impulsada principalmente por las naftas y los alimentos. Se ve el efecto de la depreciación del peso de meses anteriores que empezó en agosto pero sigue traspasando hacia los precios de los distintos rubros. Todo esto, a pesar de la política monetaria contractiva del Banco Central, que comenzó a implementarse desde principio de mayo, cuando se empezó a disparar el tipo de cambio”, explicó el analista.

El economista Fausto Spotorno, de la consultora Ferreres & Asociados, dice que la estimación de septiembre ronda el 4,5%, hasta ahora. “Habrá que ver cómo evolucionan evolucionan los alimentos en los próximos dias”, advierte. La proyección anual de la aguja inflacionaria, para esta consultora, está en el 42% hacia diciembre.

Gabriel Zelpo, de la consultora Elypsis, señala que “septiembre es un mes bastante inestable. No sabemos cómo va a reaccionar el índice de precios. Pero, por lo pronto, va a estar por encima de agosto”, dice.  Es decir, arriba del 4,4% que estimó la consultora durante agosto.

Según el economista, además de los alimentos y combustibles, en septiembre, habrá impactos por el aumento en los precios de otros bienes transables, como productos electrónicos y muebles del hogar. “Entre otros productos, la carne sigue mostrando aumentos importantes”, señaló.

Fuente: CLARIN.

DEJA TU COMENTARIO