Provincia de Santa Cruz; Una vez más se caen las caretas de las mineras, el sindicato y el gobierno

0

Desde hace muchos años venimos diciendo que Santa Cruz está siendo vaciada de minerales y riquezas no renovables, a un precio vil. Desde hace años asistimos a la degradación del suelo, los contratos de remediación incumplidos y la inexistente autoridad del Estado provincial, cómplice de las maniobras de vaciamiento mineral que existe en Santa Cruz. También desde años replicamos y confrontamos el mensaje de las mineras, el sindicato y el gobierno provincial con la realidad. Todos ellos prometen (antes de instalarse) un desarrollo maravilloso, con un gran derrame de riquezas, trabajo y posibilidades para los habitantes de Santa Cruz, cuando nada de eso es así o al menos eso incide en una porción mínima y ridícula, en relación al costo que para los habitantes de esta provincia tiene la minería a cielo abierto, el impacto ambiental y la falta de cumplimiento de las leyes por parte de las empresas transnacionales. Pero una y otra vez piden la “licencia social” que con la complicidad del gobierno provincial, logran o al menos dicen que logran obtener.

El gran error de los saqueadores y mentirosos, es acusarnos de “anti-mineros”. Nadie en su sano juicio puede oponerse a una minería que es la base del desarrollo tecnológico en el mundo. Lo que humildemente pedimos y hemos pedido siempre es: que digan la verdad y formalicen lo que prometieron en la previa, que utilicen tecnologías limpias, que cumplan con las tareas de remediación ambiental luego de dejar cada yacimiento, cerrándolo, tapando todo y suscribiendo a todas las leyes y normas internacionales en la materia y finalmente que paguen por lo que se llevan y dejen en la provincia un desarrollo visible y no negocios aislados con intendentes, gobernadores o secretarios del Estado y empresas de sus amigos.

Cuando las mineras pretenden entrar a Santa Cruz se confabulan con el gobierno provincial y el sindicato (AOMA) para pintar de hermosos colores una actividad que con el tiempo resulta destructiva, contaminante y nadie paga por la irresponsabilidad y las mentiras. Avanzan con el discurso del “desarrollo” zonal, regional y provincial, “la mano de obra “local” a que empleará el yacimiento”, el gran impacto que tendrá sobre la economía regional, el desarrollo del comercio local, la importancia para las empresas de servicio de la provincia, etc etc. Con el tiempo, nada de eso se cumple. Pero ya es tarde. Se instalaron, compran insumos fuera de la provincia porque es más barato, contratan mano de obra del norte y extranjera porque se aseguran no tener conflicto, las empresas proveedoras de servicios generalmente suelen estar vinculadas a personajes del entorno (gerentes, sindicatos, funcionario del gobierno) y se llevan el oro y la plata por monedas, arreglando de manera personal con intendentes y funcionarios, su tranquilidad operativa y el incumplimiento de las leyes ambientales.

Pero hay un momento en que la verdad surge. Y es cuando entre las líneas del poder político arrecian algunos desentendimientos. Y este es el caso de Mateo VelázquezPresidente del Concejo Deliberante de Gobernador Gregores, quien en un medio provincial hizo referencia a que la minera Triton, enclavada en proximidad de esa localidad, mintió descaradamente cuando prometió el desarrollo del pueblo, previo a su instalación, reconociendo, además, que en su pueblo no hay más que desocupación a pesar de tener a dos mineras excavando y llevándose riquezas de la zona.

Desbarató la mentira de las denominadas “Agencias de Desarrollo” de Pan American Silver remarcando que han permanecido cerradas todo el tiempo, financiando micro-emprendimientos, pero no les compran nada de lo que producen y les recriminó que “pagan dos o tres sueldos de 10 mil pesos y creen que con eso se ocupan de Gregores”, dijo el concejal quien dijo no ver el “desarrollo” prometido en 12 años de explotación.

Para afuera dicen que invierten en desarrollo en Gregores pero no es verdad. Han aportado migajas. Tenemos el mismo hospital de cuando éramos 2000 habitantes. Obligan a los comerciantes a decir lo que ellos quieren sino no les dan trabajo que, además, es mínimo”, dijo Velásquez a S C Uno.

Un dato que asoma cada vez que estalla un conflicto de este tipo se refleja en los siguientes dichos del edil: “Panamerican Silver tiene 550 empleados aproximadamente y dicen que 300 de ellos son de Gregores pero nada de esto es así: “Habrán tomado 40 empleados en los doce años que han estado acá”, dijo lo cual pone blanco sobre negro la verdad que sostenemos desde hace tantos años y las mentiras que reproducen mineras, sindicato y Estado, en el mismo periodo.

Velázquez reconoció todos y cada uno de los detalles que hemos criticado a lo largo de tantos años de minería en la provincia. No hay desarrollo y los pueblos impactados viven en total carencia, hasta de los mínimos servicios como agua y luz. Es decir, la minería en Santa Cruz no trae ningún desarrollo sustentable. Es una mera conquista de los recursos naturales de empresas multinacionales, con la complicidad del estado nacional que acuerda, el provincial que no controla y regala todo por migajas, el sindicato que lo único que le preocupa es sumar afiliados, no le importa si del norte, centro, sur o extranjeros y algunos intendentes, gobernadores y funcionarios del área de Energía/minería que acuerdan negocios propios para beneficiarse ellos, amigos y familia. Todo queda reducido a un saqueo hecho a medida de las empresas que se llevan el oro y la plata más una serie de materiales valiosos que van en categoría de “rezagos” y son procesados en Europa. Es decir, una nueva conquista de América, pero esta vez sin armas ni violencia, solo mediante la palabra, la mentira y el engaño.

Pero la opinión pública solo lo puede saber cuando una oveja descarriada (vaya a saber por qué motivo) vinculada a la política o a las empresas, enojados desparraman las verdades de lo que en otro tiempo ayudaron a ocultar y es más, muchos de ellos hasta nos han desmentido descaradamente nuestros informes.

Solo los pueblos se pueden oponer a esto y Santa Cruz, no ha dado muestras de interesarle el futuro ni sus recursos naturales, hasta el momento.

Fuente:  OPI SANTA CRUZ

DEJA TU COMENTARIO