Los mineros amenazan con recrudecer el reclamo

0

En la localidad de Puerto San Julián, el pasado viernes se desarrolló la primera instancia de negociación, en el marco de la conciliación obligatoria dictada por trabajo, pero los resultados fueron desalentadores, pudiéndose decir que fue un fracaso.

El pasado viernes cerca de mediodía en medio de un escenario pesimista, caracterizado por un clima de tensión y caras de preocupación, se llevó a cabo el primer encuentro entre los referentes de la compañía canadiense y la dirigencia de la Asociación Obrera Minera Argentina.

“Da la sensación que las autoridades de Goldcorp no comprenden ni la gravedad, ni la seriedad del reclamo que estamos efectuando” señaló el secretario general del gremio minero Javier Castro al tiempo que manifestó “mandan a negociar a personas que no tienen poder de decisión y cuya participación poco puede aportar a la resolución del conflicto y por si esto fuera poco han alterado la conciliación obligatoria dictada por trabajo, incurriendo en nuevos incumplimientos”

El reclamo de AOMA comenzó el pasado 8 de marzo y se extendió por casi tres días hasta que el ministerio de trabajo de la provincia dictó una conciliación obligatoria por un plazo de 15 días. Sin embargo, el primer encuentro en el marco de dicha conciliación, que se prolongó por escasos quince minutos estuvo lejos de vislumbrar una salida al conflicto. “La reunión que mantuvimos terminó antes de empezar” ironizó Castro y detalló que “lamentablemente para lo único que sirvió fue para que los ánimos de los trabajadores se enardezcan aún más, por lo que se definió que retomemos las negociaciones mañana, siempre y cuando los interlocutores que presente la empresa sean los que corresponden y con esto me refiero a que la persona que se tiene que sentar a negociar es Joe Dick” sentenció el titular de AOMA Santa Cruz.

Los mineros reclaman a Goldcorp una serie de mejoras de las condiciones de seguridad en sus puestos de trabajo, un nivel gerencial con referentes nacionales, puesto que señalaron que con los extranjeros resulta muy complejo lograr una comunicación adecuada y otra serie de cuestiones que según ellos la empresa nunca termina de resolver.

“No descartamos endurecer las medidas si dentro de los plazos establecidos por el ministerio de trabajo la empresa no se sienta seriamente y con las voces autorizadas a buscar una solución concreta a los requerimientos que desde hace tanto tiempo venimos planteando” puntualizó Castro.

Fuente: TN RIO GALLEGOS.

DEJA TU COMENTARIO